Fantasmas



Rodeado de fantasmas duermo,
rodeado de su risas y sus gestos,
se encadenan a mi cama,
y se enfrentan en mis sueños.

Y sonríen y me miran,
y me tocan con su cuerpo,
me besan y me consumen,
me abrazan y todos huyen,
y se escapan de mis dedos.

Y despierto y ya no hay nadie,
me despierto y sólo es sueño,
me quedo con mis fantasmas
que al despertar mis mañanas
son lo único que tengo.

JESÚS CABAL
Copyright©Jesús Cabal Inés. Todos los derechos reservados

0 comentarios:

Publicar un comentario